El colesterol

El colesterol es una sustancia grasa
presente en nuestro organismo de
manera natural y es necesaria para la
formación de nuestras células.
Nuestro cuerpo se encarga de
producir el colesterol que necesita.
Pero en ocasiones los niveles
pueden aumentar por causas
genéticas o alimenticias
.
A 200mg/dL, el colesterol está alto
y es una causa de riesgo en el
desarrollo de enfermedades del
corazón
y de circulación sanguínea.
Por ello, recomendamos comprobar
los niveles de colesterol de forma
periódica.
Debemos conocer y diferenciar
los niveles y tipos de colesterol:
el LDL y el HDL.
El LDL viaja desde el hígado
a los órganos. El problema es
que puede depositar
colesterol
en las arterias.
El HDL va desde los órganos
hasta el hígado recogiendo el
colesterol
para ser expulsado y
poder limpiar las arterias.
El colesterol a +200 es un
riesgo en el desarrollo de
enfermedades cardíacas.
Debemos mantener el
HDL a más de 40-50 mg/dL.
Y el LDL a menos de
100 mg/dL.
Ya sabes qué el colesterol alto es un
problema serio, pero se puede
reducir trabajando sobre tres pilares.